Todavía

Todavía siento rabia, desasosiego, nostalgia, tristesa, miedo. Todavía
sigo sin entenderte, sin conseguir explicación a tus métodos ni a
aceptar porque permites tantas cosas. Aún siento la impotencia al
entender que el libre albedrío que me das no me acerca para nada a las
cosas que prefiero ni me convierte en la persona que espero o debería
llegar a ser. Todavía y a pesar de mi, sigo confiando en ti. Continuo
teniendo fe y mantengo el sentimiento de no querer saber lo que no me
permites entender. Sigo con la misma ambigüedad del que te ama pero no
te entiende y siente que tiene el derecho a hablarte como el hijo que
te ama porque quiere hacer las cosas como tú quieres que sean hechas.
Tal vez no deba hacerlo, pero te amo y sé que me amas. Por lo mismo no
tiene sentido que no te diga lo que siento y me de golpes de pecho
cuando no te puedo engañar pues conoces mejor que yo lo que hay en mi
corazón y como terminará mi historia. Ni siquiera yo mismo tengo la
certeza sobre mis sentimientos como tú la puedes tener. Todavía te amo
mi Dios. Bendición.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s