Posteado por: Néstor Augusto León Torrealba | 4 diciembre, 2008

Hermanas: Sueños compartidos I

Capitulo I
Esta es la historia de dos hermosas niñas que tenian por decisión de Dios que compartir todo lo que por derecho les pertenecia. Tenían que compartir su cuarto, sus jueguetes, sus amigos y hasta el cariño de sus padres y todos los familiares. Y aunque siempre estaban juntas peleaban a cada rato y discutían por todo lo que querían y tenían.
Una noche que estaban por usar el baño antes de ir a dormir, tuvieron una fuerte discusión por quién lo usaría primero. Terminaron peleando muy acaloradamente. Esa noche sus padres las castigaron sin ver televisión.

image

Ambas niñas se acostaron a dormir sintiendo en sus corazones mucha rabia la una por la otra e incluso sentían que no se querían volver a ver. Se quedaron dormidas con un gran resentimiento y sin darse cuenta ambas empezaron a soñar.

 
Lo que no sabían es que sin saber también estaban compartiendo el mismo sueño.
 
Se encontraron ambas de repente en un bosque con arboles muy altos y frondosos, tanto que aunque les parecía que era de día no podían apreciar bien la luz de sol. Tan solo las iluminaban algunos rayos de luz que se colaban a través de las ramas de los arboles.
Al verse la una a la otra solo recordaron la rabía que sentían e inmediatamente empezaron a discutir nuevamente.
En ese momento aparecio de la nada una luz incandecente que por breves instantes no les permitió ver nada hasta que para su asombro se aparecio una hermosa hada que las miraba a ambas.
Las dos chicas quedaron mudas del asombro hasta que el hada con una dulce voz les pregunto:
– ¿que les pasa niñas? ¿porque están peleando?
Ninguna de las dos se atrevía a responder pues estaban claramente impresionadas, pero la niña menor que era muy hermosa y con un lindo cabello rizado color marrón y una piel dorada como miel, se atrevió a responder y le contestó:
 
– Peleamos porque ella siempre quiere que yo haga todo lo que ella dice. Cree que por se mayor que yo, tiene derecho a hacer todo primero y siempre está diciendome lo que debo o no hacer.
– No es cierto – dijo Lucía la hermana mayor – lo que pasa es que ella siempre quiere las mismas cosas yo que tengo y no me deja hacer las cosas que quiero, desde que nació siempre me quita todo lo que es mío.
– Estas mintiendo – respondió Sara, la hermana menor – lo que pasa es que tu nunca quieres jugar conmigo.
 
En ese momento Lucía que también era una hermosa chica, pero a diferencia de su hermana tenía una piel blanca como la leche e igualmente un cabello marrón pero liso como una cascada, se enfureció y se fue encima de su hermana para golpearla o halarle los cabellos. Ya se habían olvidado que el hada estaba allí y solo recordaban lo bravas estaban la una con la otra.
Sin darse cuenta se sintieron paralizadas y no tuvieron oportunidad ni de tocarse.
 
El hada se les acercó y les dijo:
– Ya entiendo lo que les está pasando y aunque no me lo han pedido, yo las voy a ayudar. Las voy a enviar a unos lindos lugares donde podrán tener y hacer de todo y ya no sentirán la molestia de una por la otra.
Terminando de decir eso, todo se puso muy iluminado y sin saber como, aparecieron cada una en un lugar distinto.
 
Lucía que era muy extrovertida y amigable, apareció de repente en un sitio muy hermoso que la dejó impresionada. Todo era blanco y había mucha nieve. Todo estaba cubierto de nieve y tenía un puesto un hermoso vestido de princesa con grandes cantidades de tela que la hacían sentir caliente a pesar del frio que había en el ambiente.
 
Por otra parte Sara, que era muy irreverente y decidida apareció en lugar muy cálido donde solo había tierra por todos lados y sus ropas se habían convertido en un hermoso traje de princesa como los de las mil y una noche con colores brillantes con telas frescas que le hacían muy confortable a pesar del fuerte calor sentía.
 
Cada una de ellas para ese momento ya no pensaba en la otra y sentían libres de explorar y hacer todo lo que quisieran sin la intervención de su hermana.
 
De la misma forma pero cada una por su parte empezaron a explorar el territorio encantador y novedoso que tenían a su alredor.
Lucía llegó a un grán castillo de piedra que se encontraba en lo alto de una montaña cubierta de nieve y al llegar había mucha gente que se presentaba como si la conocieran y la hacian sentir como una princesa. La atendieron y le ofrecieron tantas cosas que terminó entiendo que todo lo que estaba allí era solo para ella y no tenía que compartirlo con nadie mas. Ademàs solo tenía que pedirlo para todos hicieran lo que ella quisiera y ni siquiera tenía que decir por favor, pues nadie se molestaba y de buena gana cumplian todos sus caprichos.
 
Sarita, por igual estuvo caminando extasiada por el paisaje desertico hasta que llegó a una hermosa fortaleza donde abrieron las puertas apenas llego a su frente. Allí había una multidtud de personas alegres por su llegada que la trataban como a la dueña de todo ese majestuoso palacio. Se sentía muy agradada pues todos les ofrecian compartir sus cosas y le ofrecian comida y regalos. Se puso muy contenta. Sentía que todos estaban alegres por su llegada y que nadie se molestaba si ella tomaba a su gusto cualquier cosa incluso sin pedir permiso.
 
Capitulo II
Por varios días ambas chicas estuvieron muy felices y contentas disfrutando de sus nuevas vidas, pero poco a poco empezaron a sentirse solas aunque estuvieran rodeadas de muchas personas, pues extrañaban a sus padres. Sentían nostalgia por todas aquellas las cosas que compartian, pero sobre todo cada una empezó a extrañar a su hermana.
En sus corazones lo que mas anhelaban eran todos esos hermosos momentos cuandos estaban juntas y se protegian la una a la obra, se contaban todos sus secretos e incluso hasta dormían abrazadas. Cada una de ellas sentí unía enorme necesidad de estar con su hermana. La tristeza aumentaba cada instante que pasaba.
 
Como si fuesen una sola y al mismo tiempo cayeron en cuenta que estaban en un sueño, pero no entendían porque no habían despertado y vuelto a la realidad si sentían que habían pasado varios días desde que llegaron a esos lugares. Inmediatamente empezaron a llorar y gritar llamando al hada que habían conocido al llegar, pero no escuchaban respuesta.
 
Luego de largo rato de gritar por el hada cada una desde su mundo mágico, empezaron a ver nuevamente la luz que le indicaba que el hada estaba apareciendo y la reconocieron de inmediato y aunque ambas estaban en lugares separados las dos le podían ver exactamente de la misma forma.
 
El hada les preguntó con voz muy dulce – ¿Que te pasa hermosa niña?¿Porque lloras tan desconsoladamente?
– Deseo regresar a mi casa ya no quiero estar en éste lugar – Respodieron las dos niñas al mismo tiempo.
– Pero ¿por qué? si aca tienes todo lo que deseabas – Volvió a preguntar el hada, pero sin la dulzura de su voz.
– Ya no quiero todo esto, solo quiero despertar y volver a casa. Ya no quiero estar en éste lugar – Dijeron las niñas como una sola.
– Ja ja ja ja – Rió el hada, con voz tenebrosa – Ya no puedes volver, ahora me perteneces. Tu rechazastes todo lo que Dios te regaló por no querer compartirlo con tu hermana y ya no tienes vuelta atras. Ahora me perteneces. Continuó el hada al tiempo que se transformaba en un horrible demonio.
 
Quiero irme a mi casa, quiero volver con mi familia – Gritó Sara – Tu me engañastes.
– Yo solo te di lo que tu deseabas y ahora debes estar conmigo para pagar por todos tus deseos – Les dijo el demonio a las dos chicas.
 
– Yo estaba equivocada – Respondió Lucía – Ya no quiero estar aca.
– Cumplí tus deseos, solo eso he hecho -Repitió el demonio, mientras seguía riendo – Ja ja ja ja. Ahora tienes lo que querías, estar bien lejos de tu hermana. Ahora ella es feliz sin tí pues se ha quedado con todo lo que era ambas – Mintió el demonio.
 
Capitulo III
En ese instante que ambas niñas estaban tristes y deseperadas lo único en que pensaban es que querian por sobre todas las cosas estar con su hermanita y de inmediato recordaron cada una en el lugar que se encontraban las palabras que sus padres siempre le repetían. "Si Dios está en tu corazón, no tienen nada por que temer"
Cada una de las chicas cerró los ojos y empezó a orar para recobrar el sentimiento de Dios en su corazón a la vez que sentian presente a su hermana en el pensamiento…..
De inmediato, sentían como toda su tristeza se iba desapareciendo y toda la desesperación se transformaba en calma.
 
Sin darse cuenta y sin saber como, cada una de ellas estaba de vuelta en su cama y aunque recordaban todo lo que habían vivido y el tiempo que había transcurrido, ya no era real. Todo era nuevamente como antes y se tenian de nuevo una hermana a la otra. Se abrazaron con muchas fuerzas y se pidieron perdón a la vez que se perdonaban por sus conductas groseras y desconsideredas.
 
Todo había pasado y ya no era mas que una pesadilla que parecia ser un lindo sueño.
 
Sara y Lucía al pasar el tiempo olvidaron esta experiencia real o imaginaría, pero nunca olvidaron el verdadero amor que sentían la una por otra ni lo importante que era mantener a Dios en sus corazones..
 
Fin.
 
  

Responses

  1. sabes q estoy ocupada. ser tu fastidiosa es un trabajo FUERTE jajajajajajajaja. cuando tenga chanche te doy mi punto de vista.a ti como te gusta q te fastidie. estoy terminando de lavar pisos. cuando termine te escribo jajajajajaj. q Dios te bendiga

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Álbum

de fotos

Hommytop - Demasiado cómodo

Diseño de elementos y articulos de uso personal para comodidad de la vida cotidiana

"Laberinto donde no existe tiempo ni lugar"

Bitácora de reflexiones y pensamientos.

Vida Bizzarra

En que momento la locura y la cordura se mezclan?

D´Mis Demonios y D´Mi Amor ...

. . . . . Girl, angel playing in the Hell ... (( ƸӜƷ )) . . . ( ... De la perdida total al cielo mismo ... )

Despues del sexo Blog

Siempre existe tiempo para todo

Diario de un fumador empedernido.

Lo que pienso mientras me lleno los pulmones de humo.

Mi Pensamiento Extra

De: Wilfredo Sánchez

el absurdo

Mi absurdo poemario

palabrasaflordepiel

Y un poquito más adentro

En veremos

Cuentos de Matías Castro Sahilices

Otra Maleta

En Caracas

PREDICAD (Mc. 16:15)

Sembradores de la Palabra

#Franrejon blog - Investigador Docente

"Creando ventajas estrategicas hoy con los estandares sociales del futuro"|Blog profesional y personal

A %d blogueros les gusta esto: